Una luz al final del Puente

05032018160336whatsappimage20180305at11.19.402.jpegEn el mundo las grandes poblaciones se organizan y definen su desarrollo a través de las Áreas Metropolitanas, siendo estas entidades administrativas formadas por un conjunto de dos o más municipios integrados alrededor de un municipio núcleo o metrópoli, vinculados entre sí por estrechas relaciones de orden físico, económico y social, que para la programación y coordinación de su desarrollo y para la racional prestación de sus servicios públicos requiere una administración coordinada.

Para nadie es secreto que la ciudad de Santa Cruz de la Sierra en el último tiempo se ha expandido a lo largo de los límites municipales y se ha formado una mancha urbana que a su paso se fusiona con los municipios colindantes,compartiendo con estos no solo el flujo de población fluctuante debido a las actividades económicas que se desarrollan en la ciudad capital, sino también compartiendo las problemáticas que como “metrópoli” ahora le afectan a su conjunto.

En Santa Cruz se dio respuesta a ese desafío desde Ley Departamental N°110 que declara la creación de la Región Metropolitana de Santa Cruz como una necesidad departamental: como un espacio de gestión y planificación entre los municipios de Santa Cruz de la Sierra, Cotoca, La Guardia, El Torno,Warnes y Porongo ha puesto en marcha este innovador mecanismo de Administración Pública que : Optimiza la planificación y la inversión pública, posibilita la concertación y concurrencia de los objetivos municipales, departamental y nacionales, genera equidad de oportunidades entre los municipios que la conforman e Impulsa la armonización de políticas públicas y estrategias de desarrollo.

Planificar una Región Metropolitana  revive la vocación planificadora que ha tenido Santa Cruz y que tanto éxito dio para su desarrollo basta con mencionar mencionar algunos hitos como  el “Memorándum de 1904” de  la Sociedad de Estudios Geográficos e Históricos de Santa Cruz, que proponia una estrategia geopolítica de integración nacional e internacional, El Plan Bohan de 1942, que valorizó a Santa Cruz como una principal alternativa y región estratégica para la seguridad alimentaria y la integración de Bolivia; la planificación constante de aquel  Comité de Obras Públicas de Santa Cruz, que desde 1950 hasta 1975 fue gestora del desarrollo urbano y precursora de la atención en servicios básicos.

Uno de los efectos del crecimiento acelerado de la ciudad es la pendularidad o de deportación diaria de la población, ha tenido como consecuencia que muchos municipios son aledaños a Santa Cruz de la Sierra se conviertan en ciudades dormitorios, como es el caso de Porongo, más propiamente quienes habitan en el Urubó que vienen reclamando desde hace tiempo una solución a sus problemas de transitabilidad  dado que el puente que atraviesa el Río Piraí no ha sido suficiente para tal cantidad de gente que a diario se traslada a la ciudad.

Hoy luego de un periplo en la búsqueda de soluciones de los ciudadanos de un lado y otro del rio, tocando puertas y despachos de autoridades locales, y nacionales, el Gobernador Costas ha propuesto una salida ingeniosa y de interés social  Construir el “Puente Metropolitano” mediante  la aprobación de una Ley Departamental que establezca la creación de la ruta metropolitana 1, la Gobernación propone construir una doble vía y un puente en la zona del Urubó.

Esto no solo se constituye en la construcción de un puente, si no en la puesta en marcha de la tan reclamada Autonomía Departamental, la vigencia del Estatuto Autonómico y el  relanzamiento de  la Región Metropolitana, por que siempre que Santa Cruz se decidió crecer en base a una planificación, se gestaron cambios profundos y necesarios que irradiaron a toda Bolivia.

 

 

Anuncios

Alvaro, el novio manipulador

Texto: Del muro de Tikita Wara 

p2f1___fgi5709_1200w

Foto : findesemana.ladiaria.com.uy

Me vino a la mente la vez que el vicepresidente alertó a padres de familia diciendo que si Evo se va, el sol se esconderá y no habrá destino. Ahora leyó en pantalla gigante mensajes “fascistas” que fluyen en las RRSS hacia el MAS, durante el Congreso Ordinario de la Federación de Mujeres Carrasco Tropical.

Entonces recordé las conversaciones que tienes con aquel ex, donde utiliza los últimos recursos para manipularte y evitar que termines con él.

Te empieza a mostrar screenshots de personas que hablan mal de ti, de él. Mensajes anónimos que recibió, insultos hacia ambos y hasta amenazas de muerte. Todo con la intención de que dudes de la gente que te rodea y te cobijes en él como único protector, para que te creas tan tonta y pienses que el mundo no te valora. Entonces acudir a él como escudo y arma. 

¡Obvio! Sólo quiere sembrar miedo y odio en ti. Así continúas siendo compañera fiel de sus “buenas intenciones”. Un acto tan violento y rastrero que bajo el titulo de “¿Ves? Tengo razón, abre los ojos”, pretende cegar y reducir tu mundo a él y su entorno. Subestimando y menospreciando tu capacidad.

Igual, sabes que lo que menos le conviene es que abras los ojos

Parlamentarización Hiperpresidencialista

dda01b9f-d11d-4d78-a0ee-4cba96353048.jpg

Para poder dar una crítica con buenas bases sobre este tema es totalmente necesario conocer los términos utilizados de manera corta y sencilla.

Presidencialismo y Parlamentarismo

Teniendo en cuenta que el presidencialismo es un régimen político natural de los pueblos republicanos en el que el dirigente es igualmente jefe del gobierno; se caracteriza por que el líder es elegido por referéndum universal y no por el parlamento. Dicho de otra forma, el presidencialismo se considera un estado de gobierno en el que la toma de decisiones recae de manera total por el presidente de la república, debido a esto el jefe de estado y el de gobierno son la misma persona limitando de esta manera al poder parlamentario a una institución legislativa que únicamente cumple con la función de elaborar, deliberar y aprobar leyes, este sistema de gobierno se encuentra mayormente en Latinoamérica. Mientras que el parlamentarismo es un estado de gobierno en el que las decisiones, aunque pueden ser presentadas por el presidente, primer ministro o vicepresidente, la resolución final recae sobre un parlamento participativo, este se integra por un presidente o un monarca con limitados poderes, y un gobierno designado por el Parlamento, a diferencia del presidencialismo este sistema es seguido en Europa y en Estados Unidos. Ambos sistemas son democráticos pero cada uno de esos regímenes conduce a consecuencias políticas distintas, mientras uno toma como privilegio la estabilidad del Gobierno, el otro lo hace con la soberanía parlamentaria.

Ha sido realmente muy desafortunado para toda la historia de iberoamerica que adoptaran el modelo de régimen político conocido como “presidencialista”, en contraste no sólo con los regímenes parlamentarios tradicionales europeos, sino también con la división de poderes estadounidenses enfocados en un esquema de frenos y equilibrio. Iberoamerica comprende una enorme concentración de poder en una institución unipersonal que se encarga de tomar el rol de una institucion completa, la presidencia, que depende del orden de las demás instituciones o en contra. El gobierno apoyado en la unión de poder es pequeño, vulnerable y conflictivo y, en agrupaciones étnicamente heterogéneas y económicamente bastante desiguales tiende a ser socialmente sin juicio, políticamente a la vez conflictivo e indolente y, como consecuencia, en extremo errante. Una alternativa creible es la “parlamentarización” del presidencialismo. El propósito es que un régimen político, con votaciones separadas para la regencia y el Congreso y especialización de mandos, entre el ejecutivo y el legislativo, pueda funcionar de un modo parecido a un régimen parlamentario. Para originar ese proceso, es obligatorio identificar los engranajes institucionales que mejor pueden generalizar la colaboración interinstitucional, y causar que las autonomías colectivas se apoyen en una sola colectividad política rotundamente definida.

Hiperpresidencialismo

El hiperpresidencialismo, es aquel estado en el que el presidente toma en sus manos o su poder todo el peso y el control de las entidades gubernamentales, sin aceptar legítimamente la opinión y decisión de los ciudadanos nacidos o nacionalizados en el país en el que ejerce el poder, por lo que en definitiva, amenaza totalmente  a la democracia, ya que este toma la iniciativa de controlar “todas” las instituciones, y los votos que supuestamente deberían ser ejercidos por estos ciudadanos, llegando en un caso extremo a un gobierno corrupto, si no existen instituciones que lo controlen y neutralicen. Sus seguidores consideran que han dado justo en el centro para entender parte del poder político, pero solo de tres gobiernos, el de Hugo Chávez, Evo Morales y Rafael Correa.

Este término es muy parecido a lo que se conoce como dictadura constitucional ya que se define como la aglomeración de poderes; control arbitrario y desconocimiento de los derechos y avales constitucionales (no existe la libertad de expresión, siquiera de prensa); la no separación de poderes; la falta de partidos en contra del gobierno; no existen las votaciones; entre otros. Es así que el concepto de “dictadura constitucional” parte del significado de “dictadura”, asociándolo a un constitucionalismo que limita parcial o totalmente los poderes públicos. La dictadura constitucional prácticamente es una forma de gobierno dictatorial, ilegitima de una Constitución, por lo que se enmarca un aparente respeto al marco constitucional, y se presenciara un supuesto funcionamiento de los poderes públicos.

Iberoamérica

Es el término utilizado para designar a aquel conjunto países que fueron colonizados por España y Portugal, pero más adelante lograron su independencia, estos dos últimos forman parte de la península ibérica, por lo tanto, todo individuo nacido o naturalizado en cualquiera de ese conjunto de países es considerado iberoamericano. Esta extensión de territorio al ser colonias de España y Portugal, los idiomas que predominan son el español y el portugués. Los países que forma la Iberoamérica son: Ecuador, Venezuela, México, Colombia, Brasil, Argentina, Bolivia, Chile, Costa Rica, Cuba, El Salvador, Guatemala, Honduras, Panamá, Nicaragua, Paraguay, Puerto Rico, Perú, República Dominicana y Uruguay.

¿Qué tiene que ver todo esto con la Parlamentarización Hiperpresidencialista Iberoamericana?

Tomando en cuenta estas definiciones explicativas presentes, podemos concluir junto al artículo de García Roca, que se puede percibir que es posible realizar un cambio en el sistema gubernamental con el que se rige un país, de hiperpresidencialista a democrático o parlamentarista en todo caso, también podemos observar como poco a poco en los países conocidos como iberoamericanos, los sistemas de gobierno han comenzado un proceso de metamorfosis evolutivo, en el que paulatinamente han ido adoptando el parlamentarismo como sistema, con el fin de frenar y hacer de contrapeso en las políticas radicales de sus gobiernos, mayormente basados en un modelo de carácter presidencialista, de cierta forma, esto intenta demostrarle al gobierno principal o al presidente al mando, que no tiene el poder absoluto sobre todos los poderes, entes y decisiones, y que el parlamento aun constituye una parte del poder nacional, por lo que los individuos que integran dichos países pueden ejercer sus derechos libremente, también ser capaces de tomar un papel importante al momento de tomar decisiones e involucrarse en el ámbito público, solventar inquietudes, mantener una igualdad económica y socio-cultural, y todo en pro de una vida digna, y estable.

 

Gobernar sin escuchar al pueblo

Mentiroso

 

F. Esteban Ortuño Cassón

* Máster en Derecho Autonómico y   Desarrollo   Local.                                                   

* Doctor en Derecho Autonómico.

 

 “Gobernare escuchando al pueblo”. Hemos querido iniciar nuestra breve reflexión citando la recurrente frase del Presidente Evo Morales, para contrastarla con la más objetiva realidad de los hechos y acontecimientos planteados por el servidor público previamente nombrado, en relación a su posible cuarta postulación a la Presidencia del Estado.

En este orden de ideas, cabe manifestar que “el Gobernar escuchando al pueblo”, no es una idea original del Presidente, al contrario, es una teoría de Gobierno que ya era estudiaba desde el siglo pasado y que se fundamenta en la lógica de que las autoridades públicas deben estar en conocimiento de las necesidades de su pueblo, para buscar soluciones que necesariamente sean puestas a consideración de la misma ciudadanía, a objeto de que las acepte como válidas o las rechace.

Habrá que preguntarnos si es que la intención de consolidar un régimen de elecciones  indefinidas en favor de la máxima autoridad del Órgano Ejecutivo Nacional, se sustenta en una necesidad social o si es que es aceptada como válida por la ciudadanía.

Es pertinente considerar, que en Bolivia nunca se ha aplicado un sistema de elección indefinida del Presidente del Estado o de ninguna otra autoridad electa, en consecuencia la tradición política  democrática de nuestro país, siempre se ha sujetado a un criterio de alternancia del poder, por lo que la limitante en el número de postulaciones del Presidente del Estado, nunca ha sido una necesidad social. Tampoco podemos decir que el pedido de re postulación, sea aceptado como válido por el pueblo Boliviano.

La negación ciudadana a la elección indefinida del Presidente, no es una elucubración o una fantasía sin mayores fundamentos. Al contrario, el límite de postulaciones es un Instituto Constitucional ratificado por los bolivianos en dos ocasiones. La primera de estas en el referéndum de 25 de enero de 2009, por el cual se aprobó la Constitución Política del Estado, y por lo tanto el límite a la postulación de autoridades electas incorporada en los artículos 156, 168, 285.II y 288 de la Norma Fundamental.  También debemos mencionar el referéndum del 21 de febrero de 2016, en el cual la población boliviana específicamente negó la posibilidad de hacer algún cambio al Instituto Constitucional que limita el número de postulaciones al cargo de Presidente y Vicepresidente del Estado.

Es pues evidente, que los bolivianos no estamos de acuerdo con la posibilidad que nuestros mandatarios, ejerzan de manera vitalicia del poder público. Tan evidente verdad, no es extraña para quienes promueven la elección indefinida del Presidente del Estado, siendo sus móviles eminentemente políticos partidarios. Dejar el poder  nunca es buena idea, aunque la población piense lo contrario.

Gobernar sin escuchar al pueblo, es antidemocrático, arbitrario y poco leal para con aquellas personas a las que se dice representar.

                                                                                                                         Primavera de 2017.

5 Claves para entender cómo el Big Data mejora la vida en la ciudad.

 

shutterstock_570741217_reworkedLa única forma en que una ciudad sea verdaderamente inteligente es que conozca y entienda a quienes la habitan. Para lograrlo, se está utilizando la información que generan los ciudadanos de las grandes metrópolis en sus interacciones con los plataformas pública digitales.

Las ciudades inteligentes están aprendiendo del Big Data derivado de sus propios habitantes. Bibliotecas de información que ayudan a visualizar las acciones, los hábitos, y hasta predecir sus necesidades. Esto significa que los los gobiernos locales pueden visualizar en tiempo real, dónde se necesita hacer énfasis para mejorar la calidad de vida de las personas que viven en la ciudad.

Aunque no siempre estemos conscientes, constantemente estamos generando información de nuestros hábitos, gustos y necesidades. Lo hacemos con nuestras búsquedas en Internet, con las aplicaciones que descargamos, las búsquedas en Google Maps, desde los pagos que hacemos con nuestras tarjetas de crédito, etc.

Llevando la utilidad del Big Data a las ciudades, tenemos ejemplos de cómo sistemas de control de tráfico, observan las tendencias y pueden aprender a predecir las horas y lugares de mayor congestión vehicular para modificar el comportamiento de los semáforos para agilizar el movimiento de los coches y así reducir el tiempo que las personas pasan en tránsito, y por ende mejoran su humor; a nadie le gusta estar horas en un embotellamiento.

Entre las áreas que mejora el análisis de la información que se desprende el Big Data están:

Consumo de energía: Mediante las alianzas que se establecen con empresas prestadoras de este servicio, es posible disminuir el consumo de energía en las ciudades.  A través de análisis predictivos, los investigadores deben ser capaces de analizar qué funciona y qué no en los sistemas eléctricos para poder hacer planes para el ahorro.

Estacionamiento: Encontrar estacionamiento es uno de los problemas más comunes en las grandes ciudades. A través de distintas aplicaciones, los usuarios pueden obtener y aportar información sobre lugares de estacionamiento disponibles en tiempo real.

Para ello, la mayoría de las aplicaciones necesitan las direcciones exactas para suministrar la información, misma que se obtiene de los datos que se generan de los pagos hechos por los clientes en un determinado puesto de estacionamiento, por ejemplo. Finalmente, todo consiste en una red de alianzas que trabajan interconectadas para ofrecer mejoras en la ciudad.

Basura: A través de distintos sensores es probable que las empresas recolectoras de basura puedan cuantificar la cantidad de basura que se genera en un lugar respecto a otro; con lo cual es probable implementar mejoras en las rutas de recolección y apoyar la limpieza oportuna en las zonas con más demanda.

Calidad del agua y el aire: Conocer el impacto de los cambios ambientales en las ciudades es vital para poder implementar medidas de saneamiento más estrictas que eviten sus graves consecuencias en la salud de los habitantes y en la actividades agroindustriales que se practiquen en una zona determinada.

Turismo: Es uno de los temas más aprovechables desde la información que genera el Big Data. Así, es probable mejorar las condiciones de servicios para los visitantes de cualquier ciudad, como las rutas de transporte que son más utilizadas por este grupo, la construcción de hospedajes en los espacios más buscados, el tipo de productos que se deben ofertar en primer lugar y en fin, todo lo que se puede traducir en ganancias para la ciudad.

Los datos que se generan a partir de los servicios y dispositivo conectados a Internet siempre han estado allí, pero ahora las personas, las organizaciones y los gobiernos están conscientes de su valor y saben que su análisis acertado, es un factor clave para mejorar la vida en la ciudad.

La interminable bienvenida del ECommerce a Bolivia

man_entering_card_details_with_e-commerce_icons Ofertar y comprar productos y servicios las 24 horas al día y los 365 días del año es una de las ventajas irrefutables del e-commerce; una tendencia que cada día crece en el mundo y de las experiencias positivas, se sobreponen a cualquiera de los tropiezos que también con éxito se han ido librando.

Sin embargo, aún existen lugares donde este tipo de transacciones que requieren, logística, producción, un sistema de pago establecido y un monitorio de clientes ha resultado todo un reto, como es el caso de Bolivia, donde a pesar del interés de la población, no todos los sectores se  animan a ofertar sus productos a través de sitios que requieren del Internet como intermediario.

De acuerdo con un estudio publicado en 2016 por Captura Consulting, un número importante de la población prefiere adquirir productos desde la comodidad de su hogar, pagando a través de medios electrónicos. Así, las cifras afirman que más el 63% de quienes realizan este tipo de operaciones, lo hacen para adquirir tecnología y servicios digitales. Otros usuarios, en menor medida, usan estos servicios para adquirir ropa, libros o pagar entradas a eventos.

En este sentido, los números también dejaron ver que existen sectores específicos que no se atreven a dar el salto y unirse a la transformación que auspicia el e-commerce. Específicamente, este grupo se refería al sector turismo y las áreas de atención que lo integran como hoteles, agencias de viajes y otros negocios, que en Bolivia que recibe, cerca de 900 mil turistas — según el Instituto Nacional de Estadística — es una deuda reprochable.

Pero, la falta de ánimo de los proveedores de la economía local no es la única traba de que enfrentan los bolivianos a la hora de participar en la práctica del e-commerce. Cuando la falta de oferta del propio país, invita a los compradores a buscar en otros mercados, aparecen otros inconvenientes.

La demanda existe, solo falta satisfacer la oferta.

Entre los principales problemas que enfrenta el consumidor para hacerse con determinados productos importados, están la logística (62%) y los medios de pagos 60%. Como en otros países de la región, la empresa de correos de Bolivia, Ecobol, no presta atención eficaz a este tipo de envíos, mientras que las empresas privadas cobran un porcentaje muy alto de impuestos, lo cual hace que esta alternativa no sea apta para todos los bolsillos.

Por otra, parte y en cuanto a los medios de pago, Bolivia también enfrenta carencias. Así, las empresas de gestión de pago electrónico internacional como PayPal no funcionan en esas latitudes, dejando como única opción las billeteras virtuales que se benefician de altas tasas de comisiones.

De acuerdo con cifras de 2015, el crecimiento del comercio electrónico en Bolivia era del 30% anual. Ý aunque no parece un porcentaje pobre, sí lo es con otros respecto a otros países que usan el  e-commerce  en América Latina. Hasta la fecha, se desconoce la cantidad de ingresos que genera esta actividad en el país.

Tomando en cuenta los altos costos de obtener una conexión a Internet, comparado con otros países, el e-commerce a penetrado en el país y aunque lo ha hecho tímidamente, las expectativas son esperanzadoras.

De acuerdo con el Instituto de Comercio Electrónico de América Latina, con más 4 millones de bolivianos conectados a internet en Bolivia y casi un 20% que están comprando online en Bolivia, es un hecho que la desconfianza hacia este sistema ha sido superada y solo espera por un cambio de paradigma de los comerciantes locales, así como la flexibilización de políticas de pagos internacionales y más opciones de envíos.

Hay mucho que aprender y mucho que enseñar, pero Bolivia lleva años dándole la bienvenida al e-commerce.

 

¿Es posible detener la corrupción basándose en una política de Gobierno Abierto?

corrupcioncorrupcion_twitterLos principios de un Gobierno Abierto toman como ruta de partida lo establecido en las tratados supranacionales como la Convención Interamericana de las Naciones Unidas contra la Corrupción, que rechazan cualquier práctica que atente contra la transparencia que debe regir el ejercicio público.

De este modo, las políticas de Gobierno Abierto eliminan las barreras que  alejan a los ciudadanos de la participación en la gestión del gobierno y promueven situaciones para rendir cuentas y de ese modo, vigilar la actuación pública, eximiendo la transparencia como resultado de la contralaría social.

Las políticas de Gobierno Abierto, también se conocen como administración electrónica o gobierno digital, pero al final todos describen el uso de las tecnologías digitales para promover el acceso y la divulgación de la información y los servicios públicos, en la relación ciudadanos-gobiernos.

Según la CEPA, al partir del año 2009, se empezó al implementar en muchos países las estrategias de Gobierno Abierto y Administra pública, dejando a disposición de la sociedad y en formatos accesibles, datos de interés que permitan al terceros la creación de nuevos servicios para empresas y ciudadanos. Así, la tecnología de la información TIC, se convierte en el factor clave para el desarrollo de esas políticas

En este sentido, y según la declaración de principios sobre datos públicos abiertos de los gobiernos miembros del G8, en su reunión de junio de 2013 en Londres:

“Los datos públicos abiertos incrementan la transparencia sobre gobiernos y sus actuaciones, lo que promueve el ejercicio de la responsabilidad y el buen gobierno, impulsa el debate público y contribuye a la lucha contra la corrupción (…). Los datos públicos constituyen un recurso esencial en la era de la información. La liberación de estos datos a la esfera pública puede mejorar las vidas de los ciudadanos y promover su acceso puede generar innovación, crecimiento económico y creación de nuevos puestos de trabajo. (…) No compartir estos datos con el público constituye una oportunidad perdida.”

Aquí, el papel de la tecnología para cambiar la relación democracia-sociedad se vuelve protagonista, con el fin de lograr administraciones, ágiles, transparentes y flexibles. Por ello, los gobiernos deben promover plataformas rápidas, eficientes y simples que permitan a las ciudadanos realizar distintos procesos, aumentando su participación y eliminando la burocracia.

Las ventajas de la evolución hacia un Gobierno Abierto impactan en la sociedad en la medida en que:

  • Descentralizan los trámites, acercando al gobierno con los ciudadanos.
  • Disminuye los costos de mantener oficinas para diversos trámites.
  • Desaparecer los límites de hora y distancia para hacer trámites.
  • Acercan la información de forma clara y simple.
  • Promueven la resolución de problemas directamente entre el ciudadano y el Estado.
  • La sociedad comienza a participar por medios electrónicos. (e-participation)

Cuando se trata de Gobierno Abierto, la participación electrónica se vuelve el medio, pero lo más importante es el resultado que representa en cuanto a la inclusión del ciudadano, sin intermediarios, dejando claro que los procesos siempre pueden ser mejorados.

Para lograr la correcta implementación de las políticas de Gobierno Abierto, es fundamental entender al ciudadano como centro de todo, cambiando así la forma de hacer las cosas en la Administración Pública y su percepción del público.

Así la corrupción debería verse golpeada cuando se da el proceso que involucra la necesidad de transparencia, acceso a la información y datos públicos, con la participación ciudadana — ejercida a través de plataformas de consulta, servicios digitales y espacios para nuevas iniciativas — permitiendo el monitoreo constante del trabajo de la administración y muy lejos de la concepción hermética que se manejaba años atrás.

 

Periodismo de Datos, la utilidad del Big Data en el periodismo de Investigación  

 

PROJECT_02

Para el periodista de hoy ya no es una opción sino una obligación aprender a manejarse en el Big Data, y es que en un mundo en el que gobiernos,corporaciones y ciudadanos generan ingentes cantidades de información, no se puede tomar el riesgo de perderse en los laberintos de datos digitales; por ello, el periodismo de hoy debe manejar herramientas para navegar con certeza sobre miles de terabytes.

Entendiendo el Big Data como una cantidad de datos que se caracterizan porque su volumen, velocidad y complejidad dificulta su procesamiento con métodos tradicionales, estos provienen de tecnologías modernas — dispositivos móviles, redes sociales, etc — y se denomina como tal cuando ocupan entre 40 y 50 terabytes, aunque esto es algo que variará con frecuencia en el futuro, debido al rápido crecimiento de los procesadores de las computadoras.

En este sentido, el Big Data demanda el uso de nuevas técnicas de análisis, de las que el periodista poco a poco, irá siendo ejecutor y hasta creador, pero sobre todo demanda una gran capacidad de análisis.

En el ejercicio del periodismo de investigación, es la interpretación de este volumen de información lo que generará nuevos paradigmas, ya que da otros puntos de vista para quienes ejercen esta profesión puedan encontrar porqués, así como poner foco en un determinado tema. Este análisis y transformación de la información es lo que se denomina periodismo de datos y permiten su tratamiento para exponerlo en formatos digeribles; no solo texto, sino gráficos, infografías o tablas.

En los últimos años se han visto casos interesantes del uso del Big Data en el ejercicio del periodismo, porque al final, todos se fundamentan en cifras y datos reales para poder contar historias.  Independientemente, de la percepción que se tenga de Wikileaks, la verdad es que esta plataforma introdujo a la Opinión Pública las filtraciones masivas como parte esencial del periodismo de hoy.

Entre los medios formales, fue el medio británico The Guardian, el primero que introdujo reportajes basados en Big Data como una sección fija. A través de la sección Datablog, se conocieron análisis económicos, estudios demográficos y muchas otras publicaciones basadas exclusivamente en datos.

En Latinoamérica, el periódico argentino, La Nación ha hecho lo propio al revelar información basada en datos y de esta forma exponer casos de corrupción, datos de salud, situación ambiental de determinadas zonas, etc.

Con la llegada del Big Data y el análisis pertinente de la información de fondo, el trabajo del periodista se vuelve más valioso por el hecho de ser irrefutable. Pues siempre, las cifras, encuestas, imágenes, documentos, etc respaldaron una sospecha o esa historia original de que ha nacido de la investigación.

Las exigencias anteriores, también demandan nuevos perfiles para el ejercicio del periodismo de investigación, no solo enfocados a los periodistas, sino en un equipo multidisciplinarios que debe acompañar la labor profesional.

Así, una sociedad interconectada han otorgado a las plataformas digitales la función que otrora tenían los callejones y pasillos: la de conseguir el intercambiar informaciones que los factores de poder no quisieran que llegarán a los ciudadanos.

El periodista debe aprender a manejar la investigación de datos tan bien como la propia redacción. Porque ello, el aprovechamiento del Big Data puede ser la diferencia entre un trabajo que pase sin pena ni gloria, o uno que amerite un Pulitzer.

Sobre la Reelección de Evo Morales

fake-news-online-videoAutor: Dr. Ricardo Sotillo Antezana

Este es el mejor ejemplo de la tensión entre democracia y constitucionalismo que estudiamos en las aulas. Lejos de entrar a subjetividades vamos por partes en el entendimiento y explicación de algunos puntos importantes al respecto de la acción de inconstitucionalidad presentada a la luz de nuestro texto constitucional.

1) El artículo 1 señala que el Estado boliviano es un Estado Social de Derecho Plurinacional Comunatario, lo cual implica que es un Estado Constitucional (así lo ha explicado la SCP 0112/2012) donde estamos en un imperio de la Constitución. No es casual que a la luz del artículo 1, el artículo 410 parágrafo I señala que todas las personas naturales y jurídicas (incluido el presidente) estamos sometidos a la Constitución.

2) La Constitución señala en su articulo 168 que el Presidente sólo se puede reelegir 1 vez de forma continua, esta previsión del constituyente lejos de ser una restricción de derecho políticos constituye un límite al poder, recordando que entre otras cosas, una Constitución sirve para limitar el poder de los gobernantes que históricamente nos han demostrado que tienden a abusar de ese poder.

3) Si la previsión del artículo 168 la hizo el constituyente de forma errada y es necesario modificarla, es un procedimiento previsto en el artículo 411 mediante una reforma parcial. Por ello, el 21 de febrero acudimos a votar para que como pueblo “enmendemos” nuestro error permitiéndole al Presidente reelegirse de forma indefinida, pero resulta que el pueblo dijo que NO se equivoco y le dijo NO a la reforma constitucional, sea por uno o varios votos, sea porque hayamos sido hipnotizados por el cartel de la mentira o sencillamente por ser malagradecidos con nuestro excelentísimo presidente.

4) El artículo 7 señala que la soberanía reside en el pueblo y de este poder nace el Estado (teoría del poder constituyente) así que los resultados del 21 de febrero son vinculantes y de efecto obligatorio no estando supeditados a congresos, reuniones o demás denominaciones de un partido político que se arroga la “la palabra del pueblo”, ya se preguntó y se dijo NO

5) El artículo 13 parágrafo I establece las características de los derechos donde no se prevé que los derechos son absolutos, sino reconoce que los derechos son universales por lo que si el Presidente tuvo el derecho de ser elegido pues yo también tengo el mismo derecho en un Estado democrático reconocido en el artículo 11.

6) El artículo 26 señala que todas las bolivianas y bolivianos tenemos derechos políticos los cuales deben ser entendidos a la luz del artículo 109 donde señala que los derechos sí pueden ser regulados por la ley; así, la Ley del Órgano Electoral restringe la reelección indefinida en concordancia del artículo 109. Es mala idea y supone hasta una actitud dolosa agarrar un artículo suelto de la Constitución para interpretarlo a nuestra gana desconociendo que el texto constitucional es un sistema normativo (Artículo 2 del Código Procesal Constitucional).

7) El artículo 23 del Pacto de San José de Costa Rica reconoce los derechos políticos donde no se advierte que exista un derecho a “reelegirse” o que la prohibición de reelección es parte del derecho político, plantear eso no sólo es un errónea interpretación de los derechos sino que es peligroso respecto a la estabilidad de un país. Así, cuando el artículo 168 del texto constitucional le prohíbe al presidente poder reelegirse no es una restricción de sus derecho sino es una forma de limitar su poder para que no abuse del mismo.

8) La teoría del control de convencionalidad iniciada en la Corte Interamericana de Derechos Humanos con el caso Almonacid Arellano vs Chile implica comparar la coherencia de una norma con el Pacto de San José de Costa Rica para determinar su “convencionalidad” que en ningún caso, y en ninguno de los demás razonamientos jurisprudenciales de la CIDH, ha establecido que se pueda “inaplicar” una Constitución a la luz del control de convencionalidad.

El derecho natural nacido en la antigua Grecia, desarrollado en la Edad Media y recuperado por el Neoconstitucionalismo, establece que el pueblo tiene el derecho a rebelarse contra sus dictadores.

 

Redes sociales como mecanismo de control electoral

dt.common.streams.StreamServer (1)

Las redes sociales son una de las vías de comunicación más directas que existen entre los políticos y sus seguidores o público en general, pues gracias a muchos estudios que se han realizado, se ha demostrado que estas son el canal más adecuado para poder implementarse el mercadeo político 2.0.

Por el volumen de participantes y las condiciones de control que hay sobre el mensaje, las redes sociales se convierten en una herramienta idónea para ganar seguidores más allá de este plano, en el plano electoral. Para que esto se pueda volver una realidad, se deben de exigir unos niveles de participación y presencia, que van un poco más allá de tener un sitio web o presencia en Twitter.

Muchas personas ha visto la presencia de políticos en redes sociales como una simple forma de estar en la red, sin ver un poco más allá, que es una forma de estar en constante comunicación con la ciudadanía.

Adicionalmente, se considera la posibilidad que brinda Internet a cualquier personaje público de ser emisor y receptor en el proceso de comunicación, esto abre las puertas a nuevos modelos de transmisión de información, en el que el discurso, pasa a ser diálogo.

Política 2.0

pexels-photo-433617

La política 2.0, espíritu fundamental del uso de redes sociales como mecanismo de control electoral, es la aplicación de valores profundamente democráticos, a la relación entre políticos y los ciudadanos, aprovechando todas las capacidades que las redes ponen en nuestras manos. Por lo anterior, ninguna persona con aspiraciones políticas podría pasar por alto el (buen) uso de las redes sociales en sus campañas.

El periodo en el que las redes sociales son más importantes para los candidatos, es durante las campañas. Generalmente, algunos políticos se abren perfiles en redes durante esta etapa, quizá un blog, para exponer sus ideas de manera detallada y su mensaje se refuerza, cuando ya están cerca las elecciones. Quizá existe un abandono después de este proceso.

Muchos ven lo anterior, como “oportunismo electoral”, cuando los internautas son bien exigentes, son conscientes de esta situación y detectan el uso propagandístico que se le dan a las redes sociales y las plataformas digitales en general, por ello existe un rechazo a este tipo de personajes. Lo normal es que exista una comunicación constante y fluida con los ciudadanos y sus políticos a través del mundo 2.0.

Los políticos también deben de tomar en cuenta que cada red social, tiene una forma de comunicación propia, deben de ser originales con sus mensajes y no andar diciendo lo mismo a través de todos los perfiles que existe, Facebook, Twitter e Instagram, principalmente.

Siempre será necesario conocer la profundidad de cada red, comprenderlas y ejecutarlas, para conocer nuestros públicos y poder llegar a ellos, más fácilmente. Deben tomar en cuenta que cada red social, no es solo para “coleccionar amigos y añadir personas de otros perfiles similares a lo que busco”, sino que estas son un medio de comunicación alternativo.

Se debe tener claro que la comunicación, 1.0, -la tradicional- está caracterizada por ser vertical y unidireccional, muy diferente a la 2.0, que es horizontal y bidireccional.

La web 2.0, hace que la interacción sea directa entre el creador de contenidos y el usuario de forma directa. Los políticos debería detectar en esto, una gran oportunidad, de poder darse a conocer, en primera persona sin el filtro de los medios de comunicación, también de conocer directamente qué opina el electorado de sus decisiones o plan de gobierno; lo mejor es la multitud de herramientas que ofrecen las redes sociales para difundir sus mensajes de manera fácil y efectiva.

 Elección de la campaña correcta

Existe un elemento que entra en juego y al que se le debe tener mucho cuidado, el uso de las redes sociales e Internet será muy distinto en función del partido político y el candidato.

Muchos tienden a hacer campañas más personales -enfocándose en la marca personal del candidato- otros se apegan al uso de Ia política 2.0, a través de plataformas tradicionales, como el sitio web del partido o a través de los perfiles del partido. Todo dependerá del estudio y el análisis que hagan los especialistas, la realidad es que mientras más cercanos se muestren a las personas más exitosas podría ser la comunicación.

No es admisible un uso oportunista de las redes sociales, la política 2.0 es un trabajo que se debe de hacer a diario, no cada cuatro años. Se debe sacar provecho a las distintas herramientas que existen para saber qué mejorar, dónde localizar nuestros posibles electores y hasta por dónde dirigir el discurso, solo así podría crear el candidato una empatía con los seguidores con capacidad de alcanzar mejores resultados electorales.